Los Números de Jasper Johns

Publicado: 15 junio, 2012 de Pepe E. Carretero en Mundo Matemático
Etiquetas:, ,

Tras la Segunda Guerra el centro de gravitación artistico se desplaza del Viejo Continete al Nuevo Mundo. Los Estados Unidos habián ollado la cumbre del poder mundial venciendo, militarmente, al nazismo  en los campos europeos y al comunismo, afixiado por el coste de la guerra, en el plano económico, la victoria política llegaría años más tarde con el colapso del frente socialista a finales de los ochente y principois de los noventa.

EEUU es la nueva potencia emergente, su luz ilumina los caminos del nuevo status quo. Nueva York es la capital cultural del mundo. El arte encuentra en ‘la ciudad que nunca duerme’ el acomodo que los nuevos tiempos le demandan y la gran metrópoli acoge a los nuevos inquilinos con los brazos abiertos.

Los últimos años de la década de los cuarenta están dominados por lo que se dio en conocer como ‘Expresionismo Abstracto’, denominación que agrupa a un variopinto grupo de pintores, cuyo nexo de unión es la abstracción y los grandes formatos, pero con orientaciones pictóricas muy diversas y, en muchas ocasiones, contrapuestas.

Jackson Pollock 1949

El panorama varió de forma radical a principios de los sesenta con la irrupción del ‘Pop’, donde los objetos e imágenes de la cultura de masas se erigen en los verdaderos protagonistas.

Roy Lichtenstein 1963

Entre una y otra generación existen figuras puente, que partiendo de las conquistas expresionistas, allanan el terreno al pop. Aquí encontramos a Jasper Johns. Ahora sí la complejidad de Johns no se agota en esa condición de enlace entre movimientos, cuando en 1955 empieza a pintar banderas y dianas hace algo más que anticipar el interés por el objeto, construye un discurso hasta el momento inédito acerca de la relación entre la imagen y la representación.

Pero no son sus barras y estrellas o sus dianas las que traen a este extraordinario pintor a estos campos. En los inicios de su carrera, casi al mismo tiempo que de las dianas y banderas, Jasper inaugura una nueva línea en su trabajo: los cuadros con números y letras. Estos pueden aprecer aislados o bien en series. Los números son signos abstracos que en el cuadro son despojados por completo de su función. Se reducen a estructuras gráficas a partir de las que el pintor organiza a base de color. Aquí no hay objetos, como ocurre con las banderas, sino representaciones ideales cuya naturaleza racional contrasya con lo vibrante y pasional de la materia pictórica.

En Cero a través de nueve, 1961, el autor superpone toda la secuencia numérica enmarcada por el cero, el máximo grado de abstracción numérica y, aquel que formalmente los contiene a todos, así el significado y función de las formas se pierde más si cabe.

En Números en color, 1958-1959 Las series numéricas en banda hacen posibles lecturas secuenciales en diferentes direcciones, como en una tabla. Visialmente domino el efecto de la retícula, la repetición disuelve le significado con lo que los números se convierten en meras estructuras formales.

También encontramos en su obra cifras tratadas individualmente, como Cifra 2 1962, aquí a diferencia de la mayoría de sus números y alfabetos de finales de los cincuenta y principios de los sesenta, Johns usa los grises evitando las composiciones armónicas de azules, rojos y amarillos.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s